Fenómenos Paranormales

Aqui descubriras un mundo nuevo ignorado por la ciencia
 
ÍndiceFAQBuscarRegistrarseMiembrosGrupos de UsuariosConectarse

Comparte | 
 

 Reestructuración de los conocimientos y de las actitudes (Parte 3)

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo 
AutorMensaje
Sea
Admin


Cantidad de envíos : 123
Localización : En el astral
Fecha de inscripción : 22/02/2008

MensajeTema: Reestructuración de los conocimientos y de las actitudes (Parte 3)   Lun Feb 25, 2008 7:16 pm

ADVERTENCIA: ANTES DE LEER ESTE POST, LEE: REESTRUCTURACION DE LOS CONOCIMIENTOS Y DE LAS ACTITUDES (PARTE 1) Y REESTRUCTURACION DE LOS CONOCIMIENTOS Y DE LAS ACTITUDES (PARTE 2), ASÍ NO SE CREARAN CONFUSIONES

No tenemos control sobre nada

Si acepto que no tengo control sobre nada, caigo en la máxima comodidad neurótica: resulta que no tengo que hacer nada sino esperar acontecimientos.
Las cosas son como son, pero la forma de actuar mía soy yo quien la tiene que decidir.
Tengo control sobre mí mismo a través de mi manera de pensar. Puedo decidir cuál es mi manera de pensar.
Ello no me garantiza la total libertad de acción, pero sí la total libertad de pensamiento.
En sociedades normales, democráticas, la libertad de pensamiento me permitirá una gran libertad de acción.
Soy yo quien decide, quien escoge mis reglas y mis límites.
Mis derechos solamente deben acabar donde empiezan los de los demás.
Tengo derecho a decidir, a obrar en conciencia, a equivocarme. Si me niego estos derechos, viviré más pasivo (con comodidad neurótica), pero no más feliz.

No debemos sufrir ni hacer sufrir a los demás

El sufrimiento forma parte de la naturaleza humana. Nada es totalmente bueno ni maravilloso. Siempre algo va a salir en desacuerdo a nuestras esperanzas o deseos.
Si intentamos evitar el sufrimiento, a toda costa, deberemos hacer concesiones. Por ejemplo: no es posible aprobar exámenes sin esfuerzo, ni culminar todos los trabajos.
Si acepto el esfuerzo conseguiré más cosas. No siempre lograré todo lo que deseo, pero a base de sufrimiento podré culminar cosas que me harán sentir satisfecho conmigo mismo.
No es posible tomar decisiones a gusto de todo el mundo. A veces nuestras decisiones harán sufrir a alguien. Cualquier decisión comporta un riesgo que debo aceptar y asumir.
Casi todo lo que deseo parece privar o dañar a alguien. Si intento anular esta realidad, acabaré por no comunicar sentimientos importantes o por no disfrutar de lo bueno, por temor de hacer daño.

Las relaciones se basan en el sacrificio

No es mejor dar que recibir. Son las dos caras de una misma moneda.
Las mejores relaciones son las que se basan en el respeto mutuo, en la aceptación de los derechos de cada uno.
El que cree que no debe pedir nada, en el fondo espera que los demás se darán cuenta de sus necesidades y las satisfarán. Pero la realidad es que los demás se acostumbran a no dar nada a la persona que nada pide.
Los demás nos tratan tal y como les enseñamos a tratarnos. Si les acostumbramos a pensar en nosotros como figuras abnegadas, sacrificadas, que todo dan y nada reclaman, nos tratarán como tales. Si nada pedimos, creen que nada necesitamos.
A la larga, puede llegar el momento en que quien siempre da, cae en la cuenta de que los demás "pasan" de él.
A veces, si un día no se sacrifica como de costumbre, se lo recriminan.
Debemos acostumbrarnos a vivir la vida en forma transaccional. Respetamos, y nos respetan. Damos, y recibimos. Ofrecemos, y pedimos.
La recompensa, ahora.

Existe el amor perfecto y/o la relación ideal

Nada ni nadie es perfecto. Una broma de Jardiel Poncela: "Hoy en día no existen virtuosas ni entre las violinistas".
Si buscamos el amor perfecto o la relación ideal, lo más probable es que busquemos sucesivas relaciones porque ninguna nos satisface plenamente y siempre estaremos esperando la "media naranja" ideal.
Las parejas "perfectas" son aquellas que se respetan y que aceptan las limitaciones del otro.
Cada uno tiene defectos y virtudes.
Si acepto vivir en pareja, debo aceptar a otro tal como es, con sus virtudes y sus defectos. La otra parte, a su vez, debe obrar de igual forma conmigo.
La relación de pareja es un "contrato" generalmente no escrito, ni siquiera explícito. Cada uno espera cosas, pero no siempre las explica claramente. Es necesario poner sobre la mesa las expectativas para evitar sorpresas.

Estar solo es algo horrible

La soledad, por sí misma, no es horrible.
Si nos repetimos que nos asusta la soledad, acabaremos haciendo estupideces para no estar solos.
A veces la soledad es necesaria. Tenemos derecho a estar solos si así nos apetece.
El que tiene miedo irracional a estar solo, en el fondo, es que busca algún tipo de dependencia. Bien es verdad que a veces estaremos mejor acompañados, pero no podemos caer en la trampa de "necesitar" estar acompañados, porque no depende únicamente de nosotros solos. Si necesito algo que no depende por entero de mi, estoy colocándome en situación de subordinación o de ansiedad.
La soledad puede ser productiva y, a veces, deseable. Hemos de aprender a ocupar la soledad de forma que podamos sentirnos igualmente felices cuando tenemos compañía que cuando no tenemos.

El valor de una persona depende de lo que obtenga

El valor del ser humano depende del mismo hecho de ser humano.
Si supeditamos el valor a la capacidad de lograr, obtener, realizar... estaremos condenando de antemano a los disminuidos, a los menos inteligentes, a los menos capaces.
Alguien puede tener grandes logros, pero ser una mala persona, o un pervertido... la obtención de logros es significativa en cuanto a sí misma, pero no garantiza que la persona tenga un mayor valor global.
Un imbécil con dinero... sigue siendo un imbécil.

Mejorar la autoestima

Tengo valía porque lucho por sobrevivir.
Tengo necesidades legítimas. Está bien satisfacer mis necesidades.
Soy responsable de mi vida. Acepto las consecuencias de mis actos.
Siempre hago lo que me parece mejor en cada momento.
"Errores" es una palabra que utilizo después.
Tengo derecho a cometer errores.
Estoy ampliando mis conocimientos para tomar mejores decisiones.
En el momento de elegir hago lo que mi conocimiento me permite.
Es absurdo criticar las acciones de los demás; también ellos hacen lo que les permite su conocimiento.
Mi tarea básica es extender el conocimiento, el propio y el de quienes quiero.
Nadie vale más o menos que yo.
Puedo aprender de mis errores, sin culpa ni ansiedad.
El conocimiento de cada cual es diferente.
Cuando no estoy seguro de qué hacer, debo analizar las consecuencias.
Puedo inventar nuevas formas de satisfacer una necesidad y elegir sensatamente la mejor opción.

Fuente: http://drromeu.net/hipnosis.htm#_Toc325347125

Besos

Sea
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario http://fenomeno-paranormal.forocreacion.com
 
Reestructuración de los conocimientos y de las actitudes (Parte 3)
Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba 
Página 1 de 1.
 Temas similares
-
» Nuevos conocimientos en el campo magnético misterioso de la Luna
» Conocimientos Esotericos y su Trabajo Interno
» La vacuna y el método científico
» LOS TRES NIVELES DEL CONOCIMIENTO
» Remedios Naturales Egipcios

Permisos de este foro:No puedes responder a temas en este foro.
Fenómenos Paranormales :: Hipnosis :: Hipnosis en general-
Cambiar a: